miércoles, 16 de agosto de 2017

SUSPENSIÓN DEL PAGO DE LEGÍTIMAS

SUMMER TIME IN SANXENXO 2017

Además de la privación de legítima, por motivos justificados, los esposos testadores pueden simplemente suspender el pago de la misma hasta después del fallecimiento de ambos, sin especificar ningún tipo de causa.
Basta disponer en partición unitaria que la legítima de ambos esposos (del padre y de la madre) puede ser satisfecha con bienes de uno sólo (del padre o de la madre), en cuyo caso no podrá reclamarse “hasta el fallecimiento del último de los cónyuges” (248LG). Algo lógico, si se piensa, porque puede que tocase pagar ambas deudas legitimarias, paterna y materna, sólo con bienes del último en fallecer.

¿Qué pueden hacer los hijos o descendientes que teman que el viudo se gaste en francachelas hasta el último céntimo? Entiendo aplicable la solución del 231LG, prevista para el usufructo de legítima: Cualquier legitimario podría exigir la prestación de fianza para salvaguardar su legítima.

martes, 8 de agosto de 2017

MARCO AURELIO

El sábado estuve en el Capitolio y le dije a éste señor de pelo rizado que la Caballería iba muy mal, pero que muy mal, a su rostro filosófico. Esto es lo que me contestó:

"No malgastes lo que te queda de vida conjeturando sobre los demás, a no ser que busques un bien común, Pues imaginar lo que pueden estar haciendo y por qué, qué están pensando y qué planean, te aturde y te aparta de tu guía interior".

La próxima vez, me quedo callado, jopé.

martes, 1 de agosto de 2017

¿MEJOR DESHEREDAR O REDUCIR A LA NIÑA MALA?


Los hijos o nietos que golpean a sus mayores no suelen firmar un albarán (ni aquellos un recibo) que acredite sus fechorías. Por eso cuando comparece el padre/madre/abuelo/a y tú comprendes, por sus ojos verde-amoratados, el motivo por el que no deja “nada para Chelsea” surge la duda de que será mejor: si dejar reducida a la legítima a la criatura; o bien, desheredarla sin prueba cierta de la causa.

OPCIÓN "REDUCCIÓN"

Suele optarse por la reducción, basándose en que la legítima es un derecho legal del que no se puede privar a nadie sin justa causa. En tal caso y supuesto, conviene no excederse ni un milímetro, como lo sería encumbrar al legitimario con títulos rimbombantes como “heredero” o “legatario”. El legitimario en nuestro derecho es un simple acreedor ordinario (de su parte proporcional de ¼ del valor líquido de la herencia, a dividir entre los legitimarios); por eso basta con “reconocer” la legítima: si le heredas o legas la legítima le estás dando un derecho a inmiscuirse en la comunidad hereditaria que la ley no le da. Ejemplo de cláusula supuesto de 3 hijos (o sea el tercio del cuarto=1/12), sería:

“Reconoce a su hija Chelsea la legítima prevista en la ley de Galicia, con el simple carácter de acreedora ordinaria de la herencia, pero sin derecho real a la misma. Calculada a términos legales y personales del día de hoy, dicho crédito ascendería a un doceavo del haber hereditario líquido. Faculta a los herederos para proceder al pago de dicha deuda, en todo o en parte, en bienes de la herencia o en dinero, sea hereditario o extra-hereditario”.

No hace falta poner sustituciones en la legítima, toda vez que los descendientes de otro descendiente que no fuera preterido, representan a este en la herencia del ascendiente y no se consideran preteridos. Se trata de algo automático y cuando menos se escriba, menos riesgos jurídicos se correrán.
En todo caso, el reconocimiento de la legítima no deja de ser algo superfluo, ya que no es el testador quien lo hace, sino la ley. Mucho mejor es seguir fielmente la voluntad del testador  y escribir: “Nada dejo a mi hija Chelsea”. Así, quedará clara la intencionalidad y el efecto será similar: La existencia de un crédito por legítima.

OPCIÓN "DESHEREDACIÓN CAUSAL"

 Parece mejor opción la desheredación con causa, aunque no esté bien probada o completamente acreditada. A juicio de Jacques, las ventajas son:

1ª.-Plazo de prescripción: Las acciones por preterición o desheredamiento injusto se extinguen a los CINCO AÑOS de la muerte del causante. En ese lapso, aún estará fresca la memoria de los testigos, si la cuestión se plantea; y quizás, la vergüenza del preterido. Sin embargo, las acciones de reclamación de legítima prescriben a los QUINCE AÑOS. Es cierto que el legislador gallego se inspiró en  el plazo de prescripción de las acciones personales del antiguo Código Civil y que esté ha bajado en la actualidad de los 15 a los 5. Pero el plazo gallego sigue en 15 años.

2ª.-Mayor elenco gallego de “causas”: Nuestra ley admite más causas que el Código Civil para privar de la legítima. Por ejemplo las injurias “de facto” y no solo “de palabra”; la desheredación “a cualquiera” por incumplimiento de deberes conyugales (y no sólo al cónyuge); y, sobre todo, la regulación más amplia de la “negación de alimentos”, cuya causa se admite exista motivo legítimo o no, y que se extiende a “sustento, habitación, vestido, asistencia médica, ayudas y cuidados, incluso los afectivos” (nuestra Ley define los "alimentos"). La asistencia médica se refiere a la que pueda ser prestada por personal no clínico, por ejemplo, "no haberte llevado al médico cuando sufriste aquel ataque y hubo que recurrir al vecino". Por la UVI, nadie vio a la tal Chelsea.

También puedes prohibir a los herederos que transacionen el pago de la deuda legitimaria y solo la desembolsen si son condenados a ello. Ello obligará a un tráfico de testigos que puede incitar a la reflexión.

Si optas por la desheredación, este podría ser un modelo de cláusula:

“Deshereda a su hija Chelsea por concurrir las causas 1ª y 2ª del art. 263 de la ley de Galicia; es decir, porque en situación de grave enfermedad (Cáncer de…, ELA…) evitó prestarle la mínima asistencia, como llevarle al médico, visitarle e informarse sobre su estado y compartir decisiones sobre su evolución, debiendo recurrir a la caridad ajena, de lo que existen múltiples testigos.
De ser contradicha la causa y no poderse acreditar, a pesar de ser cierta, ello únicamente produciría el efecto previsto en el art. 264LG, es decir que la desheredada conservaría un derecho a la estricta legítima y nada más”.

En resumen, que las soluciones "a la gallega" para la sanción de los parientes ingratos, tal vez deban ser distintas de las previstas en el derecho común, en el que, varios factores como la figura del "heredero forzoso" (nada que ver con nuestro "acreedor"), pueden incitar a dar prevalencia a la figura de la "herencia o legado de legítima”, por muy justificada que pudiera estar la causa de desheredación. Causa siempre la hay; los padres, por naturaleza, suelen querer a sus hijos salvo que estos sean unos desnaturalizados. Haber, hailos.

Salvo mejor opinión.

jueves, 27 de julio de 2017

¿PUEDE EL APODERADO BORRARSE MOTU PROPRIO DEL REGISTRO MERCANTIL?

Amazing Bussaco sunset

 
         Tradicionalmente la doctrina registral-mercantil entiende necesaria la notificación a la sociedad, en base a los arts. 147.1º RRM y 1736CC. Es decir, que el apoderado no puede renunciar y suprimir su nombre del Registro, sin más trámites. Jacques, discrepa:

a)     El art. 147.1º RRM se refiere a la renuncia del administrador, algo que implica aceptación y por tanto bilateralidad. No al apoderado.
b)    El art. 1736 CC se refiere al contrato de mandato (no al apoderamiento), algo que implica mutua aceptación y por tanto, bilateralidad. Es particularmente absurda la aplicación de este artículo a los actos unilaterales, pues, si se sigue leyendo, se llega a la conclusión que uno se puede ver obligado a indemnizar por algo que se hace sin su consentimiento ni su conocimiento.
Es decir que la interpretación que hace el Registro Mercantil de dichos preceptos es analógica, no literal.
La evolución histórica (extensión de Internet y de la legislación de Protección de Datos) ha provocado la obsolescencia de los fundamentos de la Resolución que se suele citar -26/02/1992-, (el posible perjuicio para la empresa por algo causado unilateralmente por ella). Lo determinante es el perjuicio originado al “apoderado contra su voluntad”: un solo día de permanencia en la red de Internet a través del Registro Mercantil puede provocar la reproducción “ad infinitum” de su nombre unilateralmente asociado, por ejemplo, el de un ciudadano honrado a una empresa defraudadora, el de un solvente a una empresa concursada, el uso de nombres “famosos” con finalidad de propaganda, etc. Un ciudadano ajeno al negocio de apoderamiento no está obligado a localizar domicilios de empresas –tantas veces en paradero difícil de localizar-, ni a sufragar gastos de notificación fehaciente, ni muchísimo menos a indemnizar con arreglo al art. 1736 (que se pretende de aplicación analógica).
Por todo ello, la realidad social de nuestro tiempo exige la aplicación imperativa del art. 6 de la Ley Orgánica de Protección de Datos de Carácter personal: “El tratamiento de los datos de carácter personal requiere el consentimiento inequívoco del afectado”. Por descontado que, de existir una relación entre poderdante y apoderado (como gerente, director, interventor, etc.), se generan unas obligaciones de información exigibles ante los tribunales; pero ninguna puede nacer de un nombramiento unilateral, inconsentido, arbitrario o ignorado. De aceptarse esta tesis y por identidad de razón con el otro de los actos unilaterales típicos (el testamento) la comunidad hereditaria debería asimismo ser informada de la renuncia del heredero, siendo en este caso los perjuicios mucho más evidentes.

Salvo mejor opinión.



P.D.:Ya está bien de insultos racistas "a los gallego" o "a la gallega". Se agradecen contestaciones sutiles, pero demoledoras, como la de don Mariano. Jacques mismo no tiene nada de anti-riojano; más bien es partidario.

lunes, 17 de julio de 2017

ARRENDAMIENTO CON OPCIÓN DE COMPRA.-CALÍGULA

Calígula en Mérida

Los Bancos se han vuelto exquisitos con las Hipotecas y los consumidores han resucitado el clásico contrato de ARRENDAMIENTO CON OPCIÓN DE COMPRA. En teoría es lo mismo: tú puedes ir usando el piso a lo largo de un tiempo,  mientras vas juntando recursos para pagarlo y hacerlo tuyo. Lo malo es que las autoridades, que no se enteran, han convertido el contrato en el clásico supuesto de sadismo fiscal: te cobran el Impuesto dos veces: una, por el arrendamiento; otra, por la venta.
La solución, en tanto no aparezca un Conselleiro de Facenda con la cabeza despejada (tampoco ellos ganan nada: simplemente no se hace o se hace en privado) es separar ambos negocios jurídicos. Por un lado, el contrato de Arrendamiento "privado por supuesto"; por otro, la escritura de Opción de la que, acto seguido, se propone un modelo, que no se pretende sea la más brillante:

MINUTA DE ARRENDAMIENTO CON OPCIÓN DE COMPRA

I.-Que con fecha de hoy don Concedente ha otorgado un contrato privado de arrendamiento con don Concesionario, en las condiciones que en dicho contrato se especifican y que no es objeto de elevación a público, sobre la siguiente finca:
Finca número ocho.-Piso 3º de la calle del Pez de la ciudad de Vigo…
TÍTULO/INSCRIPCIÓN/LIBRE de cargas u otros arrendamientos.

II.-Esto expuesto, don Concedente concede a don Concesionario un derecho de OPCIÓN DE COMPRA sobre la finca descrita, con arreglo a las siguientes,

CLÁUSULAS

1ª.-El plazo de la máximo opción será de cuatro años, es decir el mismo del arrendamiento, sin incluir sus prórrogas, pudiendo ejercitarse en cualquier tiempo durante su vigencia. Si transcurrido dicho plazo y dos meses más no obrare en el Registro de la Propiedad el ejercicio de la opción, podrá hacerse constar su extinción a instancia del dueño de la finca.
2ª.-El precio o prima de la opción se establece en                     euros, que se descontará del precio total de venta que será de                euros, abonándose entonces la diferencia. Asimismo serán deducibles las rentas pagadas, siempre que consten contabilizadas en la cuenta corriente ES xxx; pero no así la fianza.
Modo de pago de la prima: xxx.
El precio de la compra futura deberá pagarse al contado.
 3ª.-Si no se ejercita la opción se perderá el 25% de dicha prima, no habiendo lugar al retorno de rentas. Cancelada la opción, el concedente queda obligado, con carácter personal, a la restitución o depósito judicial o notarial del restante 75%, que desde el tercer mes devengará el interés legal.
4ª.-La vivienda deberá estar libre de cargas y gravámenes, obligándose el Concedente a levantar las existentes cara al ejercicio de la opción.
5ª.-La comunicación de ejercicio podrá hacerse por cualquier medio que permita tener constancia de la misma, en especial burofax o correo certificado, aunque no fuese recibido por causa imputable al notificado.
6ª.-Gastos e impuestos de compraventa y opción serán de cuenta del Concesionario.
7ª.-La prima de Opción podrá aumentarse mediante nuevas entregas, sujetas al mismo régimen, quedando obligado el arrendador a aceptarlas en el plazo de 15 días a contar de la comunicación según el régimen establecido. Estas primas adicionales no están sujetas a la indemnización del 25% caso de resolución, antes prevista, debiendo restituirse o depositarse en su totalidad, conforme a la norma 3ª.
8ª.-El Concedente apodera al Concesionario para otorgar por si mismo la escritura de compraventa (quedando autorizado el correspondiente autocontrato), debiendo quedar depositado el precio remanente en la notaría de otorgamiento a disposición del poderdante, y comunicarse a este la formalización de la compraventa por diligencia en la misma escritura.
9ª.-Solicitan la inscripción de este contrato en el Registro de la Propiedad.



CALÍGULA DE CAMUS.-El que conozca a Jacques sabe que le pirran los romanos (click) y que encuentra irresistible la llamada veraniega del Teatro de Mérida. Hacía un calor insoportable, no quiero saber si cuarenta o cincuenta. Mareadito. En el escenario, la oligarquía senatorial ha perdido su poder, ante la pujanza de las Legiones; Calígula, el que ahora manda, se lo hace saber de la forma más brutal. A este, le reclama a la mujer para prostituirla; al otro, le ha liquidado al padre; al de más allá, lo envenena por placer. Pánico sienten. Encima, les obliga a reírse, ja, ja, ja, que bien que nos lo pasamos. Alucinaba Jacques, cosas del calor. Al primer ex-convergente lo echaron de una patada por no ser lo suficientemente entusiasta con el prusés catalán. Osti, tu, yo no sabía que podía costar dinero, está la familia y todo eso... A los tres siguientes, el amo oriolesco, encima de la patada en el culo, les obliga a echarse unas risas. No nos echan que dimitimos. Ja, ja, ja... ¡Dios! ¡Qué calor!
A la vuelta, parada en Bussaco para refrescar las neuronas.
Bussaco: la era Terciaria a su alcance

jueves, 6 de julio de 2017

CONTROLES EN PACTOS SUCESORIOS

Ruta do río da Chanca (Sanxenxo). La de Mariano no es la única

        En relación a la consulta del señor de Cerceda, la respuesta de Jacques, sin duda perfectible, es:
Con frecuencia, los padres sienten vértigo al adjudicar  la práctica totalidad de sus bienes a sus hijos por Pacto Sucesorio. Ellos  se arreglan con sus pensiones y un alquilerciño, cierto; pero sería una pena que los vástagos fundieran en un instante lo que tanto ha costado ganar. Además, es un hecho universalmente admitido que los pérfidos no son los hijos, sino las nueras.
Solución: La Ley de Galicia en su art. 217.1 prevé que los adjudicantes se reserven facultades dispositivas; la más clásica es la reserva de la facultad de autorizar las ventas que puedan hacer los hijos de los bienes entregados por “herencia en vida”. Jacques propone el siguiente modelo:
“Los actos de disposición a título oneroso realizados por los adjudicatarios sobre los bienes cedidos, en vida de los adjudicantes, deberán ser autorizados por ambos, es decir por don Papá y doña Mamá; o uno sólo de ellos si el otro hubiere fallecido o estuviere impedido por cualquier causa para prestar consentimiento; bastando, en el primer caso, la certificación de defunción; y en el segundo, la mera manifestación en documento público por parte del consintiente único de la existencia de impedimento del otro, con entera indemnidad para los terceros”.
Y si le pones algún signo de puntuación, el texto ganará mucho.

LECTURAS RECOMENDADAS PARA ESTE VERANO:

COLECCIÓN RENACIMIENTO:

La verdadera historia del Juicio de Miguel Ángel (click)

El asesino de Miguel Ángel (click)
Os derradeiros días de Miguel Anxo (galego, clic)
COLECCIÓN LÍQUIDOS&LIQUIDADOS:

La historia que estremeció a la Galicia de la Transición: corrupción, liquidación de testigos...y humor (click)

Policíaca de ambiente colonial. Humor desopilante al estilo Jacques (click)
Barbaridades del 36 con humor (clik)

COLECCIÓN "DE ROMANOS":

ETERNO SEPTIEMBRE
Romanos en el túnel del tiempo (clik)
LA CIUDAD DE LA SANGRE (click)
RELIQUIAS "EN PAPEL":



lunes, 26 de junio de 2017

PARTIJAS CON MENORES O INCAPACITADOS

¡CAVE CANEM!

 En la materia, existen diferencias significativas entre el derecho de Galicia y el Común. Saltan a la vista al comparar las dos normas básicas:

Código Civil: Artículo 1060
Cuando los menores o personas con capacidad modificada judicialmente estén legalmente representados en la partición, no será necesaria la intervención ni la autorización judicial, pero el tutor necesitará aprobación judicial de la partición efectuada. El defensor judicial designado para representar a un menor o persona con capacidad modificada judicialmente en una partición, deberá obtener la aprobación del Juez, si el Secretario judicial no hubiera dispuesto otra cosa al hacer el nombramiento.

Ley de Galicia: Artículo 271
Si concurrieran a la sucesión menores o incapacitados legalmente representados no será necesaria la intervención ni la aprobación judicial a efectos de aceptar o partir la herencia.

Antes que nada, recordar que las partijas con menores o incapacitados son materia regulada en Galicia. No existe “defecto de ley”, por lo que el derecho común no es aplicable ni siquiera como supletorio. Vamos ahora con las diferencias, muy patentes.

1ª.-En Galicia, es innecesaria la aprobación judicial para la ACEPTACIÓN de herencia en cualquiera de sus modalidades (pura y simple, con beneficios, etc.) por parte del representante legal (RL). A diferencia de los territorios de derecho común (Madrid, Murcia…), donde se exige autorización judicial para aceptar sin beneficio de inventario (271.4ºCC).

2ª.-En Galicia, es innecesaria la aprobación judicial de la PARTICIÓN efectuada por el RL, a diferencia del CC (1060) que la exige. Se considera bastantes la acción de “rendición de cuentas” y perniciosa la multiplicación de controles.

3ª.-En Galicia no se contempla la presencia de DEFENSOR JUDICIAL en las partijas con RL, que sí están reguladas (271LG: no existe “defecto” regulatorio). Por ello, habrá que ir a la regla general de innecesariedad de intervención judicial, algo que implica el nombramiento de defensor “judicial”. Ello es coherente con el resto del articulado, por ejemplo: *) El presunto defensor ni se enteraría de la partija, ya que el partidor puede hacerla “por sí solo” aunque existan menores o incapacitados (291LG), a diferencia del derecho común, que exige CITACIÓN de los RL (1057CC); **) El art. 294 LG reitera que los RL pueden partir “del modo que tengan por conveniente”, omitiendo la referencia que si hace el CC al defensor judicial.


Nuestro derecho parece huir de la multiplicación de controles que, dada la lentitud y burocratismo de la Justicia suponen, a menudo, más un perjuicio que un beneficio. La inexistencia de derechos a la “herencia forzosa” de 2/3 o ½, los vuelven aun más cuestionables. Se dan por bastantes las acciones de rendición de cuentas, exigidas a los tutores, y, exigibles por los que cumplen la mayor edad.